Héroes, revolucionarios, villanos, dictadores,… una infinidad de palabras para definirlos: entrenadores, líderes al fin y al cabo. La influencia, la creatividad, la adaptación al cambio e, incluso, la transformación les caracteriza. Paco Herrera, Sergio Lobera, Paco Jémez, Sergio Kresic, Juan Manuel Rodríguez, son algunos de los que se han sentado en el banquillo de la Unión Deportiva Las Palmas en los últimos años. Pero, ¿qué clase de líderes son?

Siguiendo el modelo de Liderazgo Situacional planteado por Paul Hersey y Ken Blanchard, nos podemos encontrar ante líderes directivos, persuasivos, participativos y aquellos que delegan.

El líder directivo se centra en las tareas al 100%. Toma decisiones unilateralmente. Decide qué hacer, cómo, quién y cuándo. Da órdenes muy precisas. ¿Sergio Kresic?

El líder persuasivo también toma las decisiones, pero las explica, además de escuchar y solicitar ideas previamente, convenciendo al equipo de su visión. ¿Juan Manuel Rodríguez? ¿Paco Herrera?

El líder participativo deja colaborar a los miembros del equipo, además de escucharlos y compartir con ellos la responsabilidad. Toman juntos las decisiones. ¿Sergio Lobera?

Finalmente, el líder que delega deja que el equipo tome las decisiones y las acepta. Sin embargo, ¿cuál es el perfil de líder idóneo? Dependerá de las características del equipo, sus capacidades, su talento y su motivación. Todos los entrenadores son líderes, pero sólo aquellos que logren que su equipo cumpla sus objetivos alcanzarán la condición de superhombres.

Anuncios